10 abril 2011

....


Hay temas que son tabú. Y quizás se convierten en bolas de nieves que nos atrapan en su desplazamiento arrollador. Crecen por si solas y se alimentan de  nuestras inseguridades  y miedos, incapaces de enfrentarlas cuando es el tiempo. Pero es bien sabido que salen a relucir como avalanchas que no soportan la presión que llevan a cuestas.  Que por un tiempo se controlan a si mismas, pero en definitiva más temprano que tarden explotan, llevando a cuestas el ¿Por qué no lo vi antes?.

Y es aún más doloroso esperar esas palabras del otro, que uno sabe que no serán emitidas a  menos que uno lo pida, pero así se haga, no tienen ese valor ni ese peso que uno gustaría que lo tuvieran, Pero será que se espera a que sea tarde, ¿Es tarde?. Se hiere de tantas formas incluso con el silencio y la omisión, 

No hay comentarios:

Publicar un comentario